Pedro Rosas, In Memoriam

Quiero decirte hermanito que la noticia conmocionó la sabana que caminaste, la montaña y también el farallón. Las charcas del Apure, las del Arauca vibrador ya no veran tu sonrisa, tampoco sudado tu mentón; ya no silbará el gavilán, pues se ha ido su admirador. Las cervezas están de luto, también mi corazón; para qué te fuiste tan pronto? deja los apuros en el cielo y descansa a montón, nos contaminaba tu alegría, también tu pose, cúan botalón, tu cuerpo tan grandote, cargaba siempre un niño juguetón. Descansa hermano mío, descansa oyendo mi canción, que uno no muere nunca, cuando…

Continúe leyendo